37
Desde que Suecia organizó el Campeonato
Europeo masculino en 1989, del que se proclamó
subcampeona, el voleibol del país no ha
vuelto a dejar su huella en las competiciones
internacionales. Sin embargo, todo indica que
la situación está a punto de cambiar. Gracias a
la iniciativa Kidsvolley, el futuro de Suecia se
vislumbra brillante.
Kidsvolley es un programa del voleibol para niños de
seis a nueve años, en el que todos los participantes
ganan una medalla de oro. Los chavales aprenden las
técnicas básicas, pero sobre todo se divierten. Comenzó
en 2006 y ha arraigado en los dos últimos años, tras un
principio titubeante. Suecia nunca había visto tantos
niños jugando al voleibol.
A todos les encanta Kidsvolley”, declaró Camilla
Park, de la Federación Sueca de Voleibol, la persona
responsable de la promoción de la campaña. “Hemos
instruido a 7.000 estudiantes de Educación Física en
Kidsvolley, y les hemos demostrado que jugar al voleibol
es muy divertido. Nos enorgullece el resultado y todos
los esfuerzos que están efectuando los clubes suecos
por animar a los niños a participar en Kidsvolley”.
La Federación Sueca de Voleibol recibió 100 redes y
1.000
pelotas de la FIVB, que se repartieron entre las
escuelas de todo el país para demostrar lo divertido que
es Kidsvolley. Habo Wolley, un club del sur de Suecia que
hace dos años no tenía ningún niño menor de 10 años,
cuenta ahora con unos 80 participantes en Kidsvolley.
Kidsvolley nos ha proporcionado más jugadores
infantiles y la oportunidad de reclutar nuevos líderes
para el club”, comentó Jens Ottosson, uno de los
encargados de Kidsvolley en el Habo Wolley. “No he
conocido a ningún niño que no se entusiasme con
Kidsvolley”.
Actualmente hay más jóvenes profesionales suecos
jugando al voleibol en Europa que nunca antes.
Además, el país ha solicitado albergar su primer
certamen internacional desde 1989: el torneo de
clasificación para el Campeonato Mundial Masculino
de la FIVB en mayo. Con el añadido de Kidsvolley, el
voleibol sueco crece por momentos.
No he conocido a ningún
niño que no se entusiasme
con Kidsvolley”